Concentración de Plataforma por Tabarnia y la Coordinadora por Tabarnia.

 

Hace unos días explicamos en un artículo el racismo y la xenofobia que rebosan los textos que publica Quim Torra, y esta semana hemos asistido con asombro a su nombramiento nada menos que como presidente de la Generalitat de Cataluña. La sociedad tabarnesa está conmocionada. 

“O salimos todos a la calle o se va a terminar la Sagrada Familia y todavía seguimos así”

Ni en nuestras peores pesadillas podíamos soñar con que en Europa regresara al poder un político que habla de los ciudadanos que gobierna como “bestias carroñeras”, “víboras” o “hienas con una tara en el ADN”. Pero lo que sí que sí se sale de cualquier guión es que ese político gobierne nuestra tierra. Si alguien se quiere tomar la molestia de leer los 440 artículos nauseabundos de Quim que pulse aquí.

 

Tabarnia convoca una concentración de urgencia

Hace unos días nuestros amigos de Dolça Catalunya clamaban porque alguien convocara una manifestación urgente, para que la gente pudiera salir a la calle a expresar su rabia contra el nombramiento de un supremacista y racista como máxima autoridad de Cataluña. La Coordinadora por Tabarnia, en la que estamos integrados también los creadores del concepto Tabarnia, cogió el guante.


A pesar de que la Coordinadora por Tabarnia apoya la manifestación que se va a celebrar el día 27 convocada por Somatemps y diversos grupos de limpieza, se ha querido a arriesgar a hacer una concentración una semana antes, incluso sabiendo que el día 21 es festivo en Barcelona. Son tantas las ganas de salir a gritar que estamos hartos que no nos hemos podido aguantar. ¡Esto es intolerable! debería haber manifestaciones en todas las capitales de España, y todos los fines de semana. No podemos consentir que un fanático Quim Torra sea quien decida la educación que se les va a dar a nuestros hijos. Nos arriesgamos a un enfrentamiento civil. Estas cosas se sabe cómo empiezan pero nunca cómo terminan.

Tuits racistas y xenófobos de Quim Torra.

Una situación de máxima gravedad

No podemos seguir ni un minuto más gobernados por quienes tienen el control de la Generalitat de Cataluña desde hace décadas, es una cuestión de supervivencia. Nos estamos jugando el futuro de nuestros hijos, de nuestra economía y de nuestra convivencia. Tabarnia ya no es una herramienta para hacer pedagogía, se ha convertido muy a nuestro pesar en la única salida viable, factible y justa al secesionismo. Quim Torra le ha puesto a dedo Puigdemont, que a su vez le puso a dedo Artur Mas y que a su vez le puso a dedo Jordi Pujol. Es nuestro deber denunciar su xenofobia y llevarle ante los tribunales. O salimos todos a la calle o se va a terminar la Sagrada Familia y todavía no se ha arreglado esto.